Interpol cancela y deja sin efecto alertas rojas contra Enrique Rais

0
228

La Organización Internacional de Policía Criminal (INTERPOL) con sede en Lyon, Francia, cancela y deja dejó sin efecto las alertas (difusiones rojas) que existían en contra de Enrique Rais

De acuerdo con el equipo de abogados de Rais, quienes ya fueron debidamente notificados de dicha resolución, interpol acordó dejar sin efecto las alertas internacionales, conocidas como difusiones rojas, contra el empresario salvadoreño, luego de verificar que la persecución penal contra dicho empresario ha estado fundamentada en denuncias de tipo calumnioso orquestadas, entre otros, por el ex fiscal Douglas Meléndez y un grupo de colaboradores con quienes armaron sendos procesos valiéndose para ello de pruebas falsas u obtenidas ilícitamente. 

En su decisión, interpol reconoce que Rais ha sido víctima de violaciones al debido proceso y otros derechos humanos, cometidos contra su persona y que se encuentran reconocidos en la Declaración Universal de Derechos Humanos, así como en otros instrumentos internacionales, entre estos su mismo estatuto. También afirma que las denuncias contra Rais tienen a su base hechos fabricados con prueba ilegal y prueba espuria con el objetivo de generar una persecución por motivos políticos y no criminales.

En el caso conocido como Rais-Martínez, instruido desde hace más de cuatro años, figuran, además del los ex fiscales Douglas y Raúl Melara, los (Ex) magistrados de la Cámara Primera de lo Penal de San Salvador Carlos Ernesto Sánchez Escobar y Guillermo Arévalo Domínguez; el (Ex) Juez Octavo de Instrucción Mario Osmin Mira Montes y Will Walter Ruiz.

De acuerdo con los abogados de Rais, la interpol asegura haber tenido a la vista la resolución de la fiscalía general de Suiza en la que se comprueba que los cargos atribuidos a su defendido en El Salvador fueron documentados con pruebas falsas u obtenidas ilícitamente.

De la misma manera se pronunció el Grupo de Trabajo sobre la Detención Arbitraria de Naciones Unidas, GTDA, quien declaró a Enrique Rais víctima de detención arbitraria por parte de las autoridades salvadoreñas, por lo que pidió poner fin inmediato a las restricciones ilegales y al cualquier proceso penal proceso en su contra.

Interpol dice que su decisión, de dejar sin efecto cualquier medida restrictiva a la libertad del señor Rais, también estuvo fundamentada en la declaración del Relator Especial de Naciones Unidas sobre la independencia de magistrados y abogados, en la que se reconocen las violaciones al debido proceso, así como al derecho a ser juzgado por jueces y tribunales independientes e imparciales que se han cometido contra Enrique Rais desde hace más de seis años.