Portal de Cádiz. Murcia.- Una mujer de 44 años de edad ha sido condenada a penas que suman siete años de cárcel por apuñalar a su novio y a una amiga de ambos en una vivienda de Murcia, a la que habían invitado para hacer un trío tras encontrarse de fiesta por Atalayas.

La mujer, de nacionalidad colombiana y sin antecedentes penales, fue detenida por la Policía el mismo día de los hechos y enviada por el Juzgado de Guardia a prisión provisional, donde permaneció dos semanas. Salió en libertad con cargos y una orden de alejamiento de la que fue su amiga. 

Ahora ya ha sido su juicio, en el cual su defensa pidió la absolución: dijo que había bebido muchísimo alcohol y por eso hizo lo que hizo. Las víctimas apuntaron al respecto que todos se emborracharon, aunque estaban «más pendientes del sexo que de beber», como declaró la amiga atacada en sala judicial.

Los hechos ocurrieron en enero de 2017, tras una noche de fiesta y mucho alcohol

Los hechos, que se consideran probados, tuvieron lugar en enero de 2017, cuando la procesada y su novio se encontraron con una amiga en una discoteca y de ahí decidieron subir a la casa de la pareja, para continuar con la fiesta. Antes pasaron por un comercio para comprar frutos secos y cinco litros de cerveza.

Una vez en el piso, las tres personas hicieron un trío, como habían hecho otras veces, y al término del acto sexual comenzaron a pelearse, por celos. La novia comenzó a recriminar a su pareja lo que había pasado y también arremetió contra su amiga, a la que insultó con calificativos como ‘zorra’. En un momento dado, la mujer agarró un cuchillo de cocina de 21 centímetros de hoja y se lo clavó al hombre en la espalda. A continuación, atacó a la otra joven clavándole el arma en el pecho. 

Al lugar se desplazaron agentes de la Policía Nacional, que encontraron a la mujer herida tendida en el suelo, medio desnuda y sangrando. Los policías hallaron también el cuchillo, manchas de sangre en el suelo del dormitorio y botellas de bebidas alcohólicas.

El atacado declaró que la agresora es «un cacho de pan»

A la hora de condenar a la mujer, el tribunal tiene en cuenta los «fuertes condicionamientos pasionales, repentinos e imprevisibles» de los que fue presa. La Audiencia Provincial de Murcia, al dictar sentencia, pone el acento en la «cólera» que invadió a la procesada «en una forma que nunca antes tuvo por actos semejantes», ya que en los tríos anteriores jamás hubo conflicto alguno.

La Sala, de hecho, apunta que hacer un trío no es en ningún caso «repudiable», así como que «la realidad social actual española admite, en términos generales, dicha forma de práctica sexual común consentida entre personas adultas y plenas de libertad personal».

Además de la pena de siete años entre rejas, ha de indemnizar a la que fue su amiga con 10.275 euros. El novio no emprendió acciones contra la mujer porque, según dijo, no le deseaba ningún mal a su agresora. De hecho, aseguró en la vista oral que ella es «un cacho de pan».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here