La Sección de Investigación Judicial de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) admitió una demanda contra el juez 8° de Instrucción, Mario Mira Montes, por admitir pruebas fraudulentas en el juicio que la Fiscalía General de la República (FGR) persigue en contra del empresario Enrique Rais.

En una demanda contra el juez Mira, Rais señala violaciones al debido proceso al admitir prueba “nula e ilegal” proporcionada por la FGR.

El abogado Rafael Hernán Cortez Saravia señala en la demanda que el procedimiento para la intervención telefónica que sirvió de base para enjuiciar al empresario Rais y nueve personas fue ilegal.

Según el abogado, la Fiscalía General de la República nunca contó con autorización judicial para intervenir  teléfonos cuya propiedad se atribuía a su representado tal como lo reconoció en autos la fiscal Mayra Raquel Guerra.

“DISCULPE SEÑOR JUEZ, FUE UN ERROR DE LA TÉCNICO ENA MARICELA GRANADO PONCE, EFECTIVAMENTE EL NUMERO (intervenido) NO ERA DE ENRIQUE RAIS, ERA DE OTRA PERSONA”, dice la fiscal Guerra.

Sobre la ilegalidad de la prueba contra su representado, Cortez Saravia recordó que con anterioridad han planteado a través de denuncias en el Juzgado de Paz de Antiguo Cuscatlán y en recursos de apelación presentados ante el juez que hoy es sujeto de investigación, que la FGR no solo presentó una intervención ilegal sino que lo hizo después del plazo que la ley establece para realizar dicho trámite.

En la demanda también se pide que el órgano investigativo de la CSJ solicite el expediente administrativo al Consejo Nacional de la Judicatura en el que conste auditorías realizadas a dicho juez, a efecto de determinar que este ha resuelto los otros procesos de forma distinta al tramitado actualmente contra el empresario Enrique Rais.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here