Tegucigalpa, Honduras.- Un grupo de agentes del Comando de Operaciones Especiales (Cobras)protagonizó una protesta este lunes en las instalaciones del cuartel general, ubicado en la colonia 21 de Octubre.
La manifestación se llevó a cabo en horas de la tarde, cuando los agentes se unieron para resistirse a salir a las calles para poner orden ante las protestas y el vigente toque de queda.

“Nosotros no somos máquinas ni robot y no estaremos expondiéndonos a que nos maten en las calles y a reprimir al pueblo. Además a nuestra familia nadie la está cuidando”, dijo al periódico El Heraldo uno de cobras.

Este uniformado manifestó además que “antes que policías, somos seres humanos” y pedimos que se nos respeten nuestros derechos.
La Unidad Especial aclaró que no tienen ningún tinte político pero que no van a salir a las calles a repeler las protestas que se han tornado violentas tras ocho días de llevadas a cabo las elecciones generales y sin que los hondureños conozcan los resultados oficiales .

“Somos garantes del pueblo, no podemos reprimir y matarnos entre nosotros, todos tenemos familias y están sufriendo, ellos piensan en nosotros, preferimos tener una Navidad con una baja, pero con nuestras familias, que matarnos con el pueblo”, dijo el efectivo Cobra.

Añadió que “le pedimos a los hermanos policías, que se unan, todos somos una familia, somos padres. El problema ya no solo es político, es que se están matando en las calles”.

Cabe recordar que la noche del domingo dos oficiales de la Policía Nacional (PN) murieron de forma violenta en la aldea Río Lindo de Catacamas, Olacho.

De acuerdo a informes, los uniformados le habrían hecho alto a varios individuos que se conducían en una camioneta color negro, pero los ciudadanos hicieron no obedecieron y dispararon contras sus vidas.

Falta de pago.- De igual forma, el grupo policial se manifiesta ante la falta de pago de su salario
correspondiente a los meses de octubre y noviembre.

De acuerdo con la información preliminar, los oficiales que conforman esta unidad son alrededor de 300, no obstante no todos participaron en la protesta. Al lugar del conflicto se hicieron presentes oficiales de la Policía Nacional y Militar de Orden Público, quienes para calmar los ánimos lanzaron bombas lacrimógenas, lo que generó más molestia de los Cobras, que aseguran se mantendrán en la lucha hasta lograr su cometido

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here