El Juzgado Octavo de Instrucción de San Salvador negó libertad condicional al ex juez Romeo Aurora Giammattei este viernes, en una audiencia especial de imposición de medidas.

Giammattei quien tiene orden de captura desde enero, se le imputa el delito de prevaricato (fallo con la intención de favorecer a alguien el proceso) porque, según la Fiscalía, habría favorecido con resoluciones judiciales al empresario Enrique Rais.

Los defensores de Aurora Giammattei aseguraron que la principal razón por la que el juez no otorgó medidas diferentes a la prisión a su cliente fue porque éste no se presentó a la diligencia.

Trascendió que el ex funcionario se habría comunicado telefónicamente con algunos medios de comunicación y con personal del tribunal donde se le juzga, para informarles que de ser capturado “moriría” por su estado de salud. ” Si me  meten al presidio y no tengo mis medicamentos voy a fallecer”, habría aseverado Aurora Giammattei.

El ex juez Aurora es uno de los once imputados en lo que se ha dado en llamar “caso Rais”, quien se ha quejado de que la Fiscalía ha utilizado testimonios criteriados, ofrecidos por la Fiscalía a personas consideradas como “enemigos” del empresario.

Entre las personas a las que se han referido los abogados de Rais, figuran Claudia Herrera y su esposo, Mario Calderón, ex abogado de Rais al que el empresario señala como responsable de patrocinio infiel. Patrocinio infiel es una figura delictiva que comete el abogado de una persona a la que abandona por servir a la “parte contraria” a cambio de estipendios económicos.

El juzgado octavo de Instrucción de San Salvador ordenó captura contra Enrique Rais y otras siete personas, luego que la Cámara Segunda de lo Penal revocara “sin fundamento legal”  las medidas sustitutivas que le había otorgado otro juez.Rais sostiene que con su captura inicial se violó el debido proceso y sus garantías constitucionales.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here