“Con 64 votos a favor, 19 en contra y un ausente, queda aprobado el decreto que destituye a los magistrados -de la Corte Suprema-“, declaró el presidente de la Asamblea salvadoreña, Ernesto Castro.

La decisión retira del cargo a los cinco miembros de la sala constitucional y a sus suplentes. El Parlamento nombrará de inmediato a sus reemplazos.

“La destitución de los magistrados de la Sala de lo Constitucional, por parte de la Asamblea, es una facultad incontrovertible, expresada claramente en la Constitución”, señaló el presidente el sábado, en Twitter.

Bukele ha librado una batalla contra la Sala de lo Constitucional, que le bloqueó al menos 15 normas relacionadas con el manejo de la pandemia a mediados de 2020, la mayoría sobre regímenes de excepción.

El tribunal consideró, en ese momento, que las decisiones del Gobierno vulneraban derechos fundamentales de la ciudadanía.

Tras la polémica decisión de la nueva Asamblea Legislativa, la Corte Suprema reaccionó a través de su cuenta de Twitter, indicando que el decreto de destitución de magistrados es inconstitucional.

Imagen

Previo a la Resolución de Sala, distintos organismos internacionales de Derechos Humanos y funcionarios del gobierno de los Estados Unidos se pronunciaron calificando la decisión de la Asamblea como un golpe de Estadoa lo que el mismo presidente Bukele respondió a través de su red de tuit.

“A nuestros amigos de la Comunidad Internacional: Queremos trabajar con ustedes, comerciar, viajar, conocernos y ayudar en lo que podamos. Nuestras puertas están más abiertas que nunca. Pero con todo respeto: Estamos limpiando nuestra casa. …y eso no es de su incumbencia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here